Canciones de Frozen

Frozen: el reino del hielo, es una de las películas más exitosas de todos los tiempos. Estrenada en noviembre de 2013, supero los mil millones de dólares en recaudación global.

Pero más allá de la propia cinta, la banda sonora fue uno de los productos derivados que se vendió muy bien. Y es que no solo dentro del público infantil las canciones de Frozen son muy populares.

Multipremiada

 La cinta acumuló un buen número de premios importantes, como el Oscar a la Mejor Película Animada y a la Mejor Canción Original. También fue reconocida por los Globos de Oro, Bafta y Critics Choice Awards, entre muchos otros.

Además, se alzó con cinco premios Annie, reconocimiento que otorga la Asociación Internacional de Películas Animadas. Entre las categorías en las que se alzó, destaca la de Mejor Dirección Musical.

Banda sonora y canciones de Frozen

Para la música incidental de la cinta, los productores reclutaron al canadiense Christhophe Beck, ganador del Grammy en 2002 por su trabajo para la serie Buffy la Cazavampiros. Las letras de las canciones corrieron a cargo de Kristen Andersen López y su esposo Robert López.

En total, el CD con la música utilizada en la película, se compone de 32 tracks. De ellas, nueve corresponden a los temas cantados por los personajes a lo largo de la trama. Destacan 22 temas de música orquestal que resumen el trabajo de Beck, además de la versión pop de la canción central de la cinta: Let it go.

Corazón de hielo

No solo es la primera de las canciones de Frozen: el reino de hielo. Dentro de la trama, es el prólogo mismo de la cinta, ubicada inmediatamente después de la proyección de los logos de Disney y Walt Disney Animations Studio. Los esposos López afirmaron que usaron como referencia en la construcción de esta pieza, melodías clásicas de películas como Dumbo y La Sirenita.

Un grupo de recolectores de bloques de hielo cantan Corazón de Hielo, a la vez que trabajan. Al mismo tiempo, los espectadores conocen al niño Kristoff, uno de los personajes centrales de la historia,  y a su compañero, el reno Sven.

Hazme un muñeco de nieve

Este es uno de los temas emblemáticos dentro de la banda sonora de Frozen; dentro de la trama, sirve para marcar el paso del tiempo. Anna está tratando de convencer a su hermana mayor de construir un muñeco de nieve, como cuando todo entre ellas era normal.

Si bien no fue lanzado como un single promocional, Hazme un muñeco de nieve se coló en varias listas de éxitos a nivel internacional. Esto estuvo muy condicionado por el éxito de la cinta y a la importancia de este tema dentro del desarrollo del argumento.

Por primera vez en años

Finalmente llega el día de la coronación de Elsa como soberana; sin embargo, la nueva reina está muy preocupada porque su secreto salga a la luz. Al mismo tiempo, Anna, quien carga con todo el peso del argumento de esta canción, no puede contener su emoción.

Si los dos primeros tracks del disco con las canciones de Frozen tenían referencias a viejos clásicos de Disney, Por primera vez en años no intenta disimularlo. Al contrario, la melodía se compagina perfectamente con una puesta en escena que por momentos evoca a cintas como La Bella y la Bestia o Aladdín.

La puerta hacia el amor

Se trata de uno de los temas más románticos del track list de Frozen. Dentro del desarrollo de la trama, todo era felicidad. Anna está convencida que Hans es el príncipe que le abrirá La puerta hacia el amor.

Pero Elsa no está de acuerdo con la decisión que ha tomado su hermana menor y se niega a otorgar su bendición real. La situación se escapa de control, la nueva reina no puede mantener bajo control el inmenso poder que lleva dentro y el frío se hace presente.

Suéltalo (Let it go)

De las canciones de Frozen, esta es la más importante. Además, concentra uno de los puntos de inflexión más determinantes de la trama. La reina Elsa decide no mantener más a raya su inmenso potencial, aunque su liberación supondrá que sus súbditos padezcan un invierno eterno.

Fue ganadora del Oscar a la Mejor Canción Original. Clásico instantáneo dentro de la enorme discografía de música compuesta para películas animadas de Disney. Es el único de los temas del filme que se lanzó internacionalmente como single promocional.

Demi Lovato cantó la versión “comercial” en inglés, mientras que la argentina Martina Stoessel se hizo cargo de interpretar el tema en español e italiano.

Renos mejores que personas

Cuando parece que el príncipe Hans es el interés romántico de la historia, un “crecidito” Kristoff y su fiel compañero Sven, están de regreso a la trama principal. Renos mejores que personas en una canción corta (dura apenas 50 segundos). Sin embargo, en Corea del Sur no tuvieron problemas para sonarla en las radios, alcanzando el puesto 13 dentro de los rankings.

En verano

Si un personaje de Frozen se robó el corazón de grandes y pequeños, fue Olaf. El sueño de este singular muñeco de nieve de vivir un verano, queda de manifiesto en esta canción. Al simpático personaje no se le pasa por la cabeza que pudiese derretirse bajo el sol estival.

Por primera vez en años (Reprise)

Cuando finalmente Anna encuentra a Elsa, vuelven a interpretar este tema. Pero ahora el invierno ya se ha desatado. La reina de hielo no quiere guardarse de nuevo sus poderes y el resultado es catastrófico.

Solo tiene que mejorar un poco

El verdadero tema romántico dentro de la trama. Los trolls han aparecido y con su canción se proponen que Kristoff y Anna saquen a flor de piel lo que sienten. El más puro y sincero amor. De nuevo los esposos López recurren a fórmulas clásicas para crear una melodía inolvidable.

Al igual que la mayoría de las canciones de Frozen, los más entusiastas lo cantan de memoria. Otro éxito en los charts radiales de Corea del Sur, donde escaló hasta el peldaño número 12 de los rankings.

 

Fuentes de imágenes: Wikipedia  /  MovieWeb


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *